Banner
CD. OBREGÓN, SONORA VIERNES 5 DE JUNIO DE 2020
Columna De Interés Público
por Gustavo Zamora
¿Precaución o falta de voluntad?
Gustavo Zamora | 30 de Abril de 2020

Cuando todo era normalidad y vivían felices en Wuhan, en el cabildo de Cajeme ya las cosas andaban mal, antes de que el SARS-CoV-2 alterara la vida (y muerte) de los humanos ya las sesiones de nuestros representantes eran muy espaciadas.

Una cosa es mantener la sana distancia y otra buscar un pretexto para alejarse de las obligaciones, en el caso del cabildo cajemense la pandemia les vino como anillo al dedo, los regidores se quejan de la poca voluntad para sesionar y a juzgar por el número de convocatorias en los últimos meses tienen razón.
 
Las más recientes sesiones se han vuelto unos maratones de lo absurdo, donde algunos regidores buscan solo su dotación de likes en redes sociales al tener desencuentros con el Alcalde con temas ya agotados o que están en otras instancias.

Con sus intervenciones y la falta de sentido común algunos regidores particularmente de Morena dan pena ajena. Aun así, es necesario promover el dialogo y el entendimiento desde cabildo: Argumentar, pues se supone que tienen la capacidad y el conocimiento sobre la administración pública para hacerlo. Discrepar, porque representan distintas ideologías y enriquece la diversidad en el pensamiento. Elevar el nivel, porque asumimos que sus partidos hicieron una criba y son sus mejores hombres y mujeres… Desde fuera da la impresión que ya bajaron la cortina y en vez de hacer historia buscan que pase el tiempo y los alcance el 2021.

23 integrantes de cabildo, más un secretario, dos asistentes, un fotógrafo, una persona que graba video, el encargado de transmitirlo en vivo por Facebook, la persona del sonido, en total 32 personas. ¿Quién más hace falta? ¿Cómo es que no se garantiza la sana distancia? Los funcionarios que asisten normalmente pueden no estar presentes en la sala, pero acudir al llamado si hace falta alguna precisión.

Ojalá en alguien quepa la prudencia y se busque la manera como sí puedan suceder las sesiones de cabildo en vez de detallar la situación de San Luis Río Colorado en los oficios de respuesta para respaldar el NO. El ejemplo más cercano es Hermosillo, donde el cabildo se ha reunido en par de ocasiones durante la contingencia atendiendo todas las medidas de prevención.

Los veo cruzados de brazos

A quien le molestó que los trabajadores hayan sido enviados a sus casas y las instalaciones cerradas al ser una actividad no esencial ante la amenaza de la pandemia es al director del Laguna Gym, cuentan que envió un mensaje donde reprochaba a sus subordinados por estar en sus casas “cruzados de brazos”.

El planteamiento que hizo a los empleados fue que pensaran en personas a quienes se les pudiera rentar los aparatos para ejercitarse mientras permanece cerrado y así el gimnasio se hiciera de recursos, como propuesta está muy bien, lo que no les gustó a muchos fue “el modito” -diría AMLO- pues dejaba entrever que era la única manera de que percibieran su sueldo íntegro.

Ojalá las y los regidores se tomaran un tiempo para reunirse con empleados de las paramunicipales porque no faltan los directores que tienen una idea muy particular de lo que significa estar al frente de ellas, se sorprenderían de las historias que tienen para contarles.