CD. OBREGÓN, SONORA VIERNES 4 DE DICIEMBRE DE 2020
Pide Alianza revisar y replantear plan anti-covid
Reforma
20 de Noviembre de 2020

GUADALAJARA.- La Alianza Federalista planteó al Gobierno federal que ante los más de 100 mil muertos por Covid-19, se revise a profundidad y, en caso de ser necesario, se replantee la estrategia contra el coronavirus.

En un pronunciamiento leído por el Gobernador Silvano Aureoles, durante un encuentro en Guadalajara, Jalisco, el bloque opositor subrayó que la Federación siguió una estrategia que no ha sido la correcta para contener la pandemia porque muchas muertes pudieron evitarse.

"Hoy México amanece con la confirmación oficial de que 100 mil personas han muerto a consecuencia del Covid; este numero catastrófico, dramático, no puede dejar indiferente a nadie", sentenció.

"No debemos acostumbrarnos, o no debiéramos acostumbrarnos o a dar por hecho que así sucederá, que seguirán muriendo personas por esta enfermedad, sin que se hagan las cosas que se deberían de hacer".

Tras advertir que México no está ante el fin de la crisis, los Gobernadores de la Alianza hicieron un nuevo llamado "respetuoso", pero urgente al Presidente Andrés Manuel López Obrador, para reunirse y dialogar sobre este "enorme" reto.

"Se trata de la muerte de personas, de proyectos de vida interrumpidos que enlutan a miles y miles de familias, y que además no debemos de dejar solamente como un hecho numérico, sino que debemos de hacerle frente con imaginación y con todo el arrojo que la situación demanda", comentó.

"Este 2020 se registrará el número más alto de personas fallecidas durante un año en toda la historia de México, y eso deben explicarlo quienes son responsables de la estrategia federal contra el Covid, porque muchas muertes pudieron evitarse".

En voz de Aureoles, la Alianza demandó al Gobierno federal que haga públicos los compromisos que asumió para la compra de vacunas y su estrategia de almacenamiento, distribución y aplicación.

"Porque otra vez de manera discrecional y a su estilo, vamos a ver cómo se instrumenta o se desarrolla el proceso de vacunación; pedimos que se informe con toda claridad las características de las vacunas y cantidad comprometida", urgió.

"(También) la fecha estimada de entrega a partir del momento que las vacunas vayan recibiendo las autorizaciones, (...) la fecha en que la Cofepris reciba los documentos para analizar la autorización urgente de la vacuna y establezca los tiempos".

Para la Alianza, es necesario que el sector salud además informe de manera transparente el plan de vacunación, los mecanismos de prelación para beneficiarios y los alcances de la estrategia en términos de inmunidad.

Subrayó que la Federación también debe rendir cuentas de los recursos empleados, destinados y previstos a futuros para la adquisición, almacenamiento, distribución y aplicación de las vacunas.

"Es urgente la creación de una comisión independiente que supervise todas las actividades y los procesos y, en caso de ser necesario, despeje dudas y controversias. El Gobierno central y los gobiernos de los estados deben coordinar sus esfuerzos para que la aplicación de las vacunas atienda a las necesidades reales y totales", agregó.

"Si el Gobierno central sigue tomando distancia con los avances científicos, el panorama a futuro puede ser incierto; hemos pedido al pueblo de México que asuma con responsabilidad individual por el bien de la comunidad, esto ha implicado sacrificios y pérdidas económicas que son insostenibles por más tiempo"

El Gobernador recordó que a finales de julio, cuando México se acercaban a la "catastrófica" cifra de 50 mil muertos, la Alianza solicitó al Gobierno un replanteamiento urgente de la estrategia nacional para el manejo de la pandemia para todo el País.

Indicó que entonces también solicitaron la renuncia del responsable y vocero de la pandemia, Hugo López-Gatell, ante el "evidente fracaso" del plan que ya se observaba en ese momento.

"No lo hicimos con el afán de atacar políticamente al Gobierno central, sino genuinamente preocupados porque el mal manejo de la crisis sanitaria tendría como consecuencia costos humanos y económicos que podían evitarse", abundó.